El punto de partida para ser más feliz es agradecer el lugar en el que te encuentras en este momento, abrirte a los aprendizajes y aceptar los maestros que la vida te pone en el camino.

Uno creería que la razón principal para buscar la felicidad es no serlo. Que el vacío es el único motor, que la ausencia es la única motivación para ir por la vida intentando ser feliz. Pues precisamente esos son todos los prejuicios a los que tuvo que enfrentarse Gretchen Rubin, autora del libro The Happiness Project u Objetivo: Felicidad.

Ella ya había superado una crisis existencial, dejando su carrera como abogada y tomando la decisión de dedicarse a su pasión: escribir, estaba casada con un hombre que amaba, tenía una familia sana y vivía en un penthouse en el Upper East Side en Manhattan. Su vida era todo lo que se consideraba como perfecta. ¿Acaso no era feliz? Fue la pregunta que todo el mundo le hizo al empezar este proyecto.

“Se me ocurrió que yo había tenido mucha suerte en la vida, no me había topado nunca con un gran obstáculo para ser feliz.”

Lo era y esto lo deja claro desde el comienzo, pero aún así no podía conformarse con el hecho de que eso era todo. El libro te narra un año de su vida en el que intentó ser más feliz. Un año en el que descubrió que sí se puede serlo dentro de tu vida cotidiana, con pequeños cambios y gran determinación dentro de tu normalidad.

Hasta ahora no había leído a alguien que se tomara tan en serio un tema como la felicidad. El relato está presentado casi como una investigación científica y esto me hizo cuestionar si es que todos deberíamos darle más importancia a este tema. Después de todo, ser felices debería ser nuestra meta principal.

Cuando sabemos quienes somos y somos fieles a nosotros mismos, podemos empezar a hacer que el mundo sea un lugar mejor.”

De las cosas que he adoptado del libro, está el haber definido algunas de mis reglas de la adultez. Gretchen te explica como cada persona tiene estos “mandamientos” que sigue inconscientemente o que cree fielmente que debería seguir, y es por esta razón que es tan importante ordenar tu cabeza y verbalizarlos. Les comparto mi lista por si a alguien le provoca hacer una también:

  1. Suelta.
  2. Busca equilibrio en todo.
  3. La felicidad es fundamental para el trabajo y el trabajo es fundamental para la felicidad.
  4. Haz espacio para que entre lo bueno.
  5. Siempre se puede intentar.
  6. La mejor parte no está por llegar, es la que estás viviendo ahora.
  7. Tienes todo el tiempo que necesitas.
  8. Sé fiel a ti misma, sé Arantxa.
  9. Solo hay amor.
  10. Cuando intento ser feliz, hago felices a los demás.
  11. Honestidad ante todo.
  12. Si toma 5 minutos, hazlo ahora.

El libro está lleno de citas que enamoran y que te ayudan a apreciar todo tal y como está, a entender que el punto de partida para ser más feliz es agradecer el lugar en el que te encuentras en este momento, a abrirte a los aprendizajes y aceptar los maestros que la vida te pone en el camino. Porque no hay forma de ir por una ruta equivocada si tienes como objetivo la felicidad.

Ser pesimista es fácil, lo difícil es ser alegre. Parecer feliz y sobre todo serlo, es todo un reto.”

 

Redactora 11:11

Arantxa (@onceonceblog): Creadora de Once Once, soñadora y emprendedora a tiempo completo.

Deja un comentario

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial